Certificado de Marca Verificada (VMC): Aliado contra Estafas Financiera

Descubre cómo el VMC está fortaleciendo la seguridad bancaria y protegiendo a los clientes de estafas financieras.

VMC

Los bancos, principales objetivos de los estafadores

El mundo financiero enfrenta una creciente amenaza en forma de estafas cibernéticas. En un estudio realizado por ESET Latinoamérica en 2022, se reveló que el 61% de los encuestados había sido víctima de intentos de fraude en los que los estafadores se hacían pasar por instituciones financieras. Además, el 36% de estos incidentes involucraba supuestas suscripciones a servicios.

Este alarmante dato se correlaciona con el informe reciente del Anti-phishing Working Group, que destacó que el 23% de los ataques de phishing tenían como objetivo a entidades financieras, convirtiéndose en el sector más afectado por este tipo de ataques.

La alarmante realidad del phishing y la filtración de datos

Un estudio actualizado a agosto de 2023 revela la magnitud del problema. El phishing, una técnica de ataque común, resulta en la recepción de 3.400 millones de correos electrónicos no deseados cada día. El uso de credenciales robadas encabeza la lista de causas de filtración de datos, y Google bloquea aproximadamente 100 millones de correos de phishing diariamente. Además, más del 48% de los correos electrónicos enviados en 2022 fueron spam, con más de una quinta parte de los correos de phishing provenientes de Rusia. Los millennials y la Generación Z son los más vulnerables a estos ataques.

La solución: Certificado de Marca Verificada (VMC)

Ante esta creciente amenaza, los gigantes del correo electrónico, como Gmail y Apple Mail, han implementado el Certificado de Marca Verificada (VMC) para combatir la suplantación de identidad en el sector financiero. Esta innovación se traduce en una marca de verificación azul (Gmail) y lenguaje de certificación (Apple) que aparecen al interactuar con el remitente verificado.

Dean Coclin, director senior de DigiCert y experto en confianza digital, enfatiza: «Esto ha facilitado a los destinatarios de correo electrónico reconocer a los remitentes legítimos. Observe la marca de verificación azul y el lenguaje de certificación que aparece al colocar el mouse sobre la marca de verificación».

Un paso crucial hacia la seguridad financiera

Numerosas instituciones financieras globales han adoptado el Certificado de Marca Verificada (VMC) y los Indicadores de Marca para la Identificación de Mensajes (BIMI) para autenticar sus correos electrónicos. Esto permite a los clientes identificar instantáneamente los correos electrónicos legítimos de sus bancos y diferenciarlos de los falsos. Los VMC también requieren DMARC, una tecnología que combate la suplantación de identidad.

Dean Coclin explica: «Si bien la implementación de un VMC no evita que los clientes reciban correos electrónicos de phishing, entrena a los clientes para reconocer medidas de seguridad en los correos de sus instituciones de confianza. Así, el VMC es esencial para construir una cultura de seguridad en el sector financiero».

Beneficios adicionales para las instituciones financieras

El VMC también ofrece ventajas estéticas para las empresas financieras, ya que su logotipo se proyecta en los correos electrónicos, creando una marca sólida y reconocible en todos los canales de comunicación.

Para obtener un Certificado de Marca Verificada (VMC), las organizaciones financieras deben seguir estos pasos:

  1. Registrar la marca: Es necesario tener una marca registrada, ya que solo los titulares de marcas son elegibles para el VMC.
  2. Aplicar DMARC: El siguiente paso es implementar DMARC en el dominio.
  3. Solicitar un VMC: Una vez confirmados los pasos anteriores, se puede solicitar el VMC.
  4. Verificar al usuario: Finalmente, el usuario debe pasar por una verificación y cargar el logotipo de la marca registrada en un formato específico. Una vez completados estos pasos, se emite el VMC, permitiendo el envío de correos electrónicos autenticados.

En resumen, el Certificado de Marca Verificada (VMC) emerge como un aliado fundamental en la lucha contra las estafas financieras, fortaleciendo la seguridad bancaria y protegiendo a los clientes de posibles fraudes. Su implementación es un paso esencial hacia la construcción de una cultura de seguridad en el mundo financiero.

Deja un comentario